¿Qué papel desempeña el diseño de la etiqueta de la botella de vino para su elección?

Dicen que de la vista nace el amor y este dicho bien se puede aplicar a los vinos en donde la selección de un consumidor puede verse atraído por el diseño de la etiqueta de la botella del vino.

Al seleccionar un vino, un comprador tiene un campo limitado de información visual para observar.

Hay un vislumbre del color del vino en sí, la forma de la botella y, sobre todo, las etiquetas para botellas donde se ofrece ese vino en particular.

Piensa en las veces que has buscado un nuevo vino para probar. ¿Tu decisión fue influenciada por la etiqueta de la botella de vino? ¿El color de la imagen, la fuente escogida hasta el material de la etiqueta?

Cada una de estas partes se combina para formar un todo.

Se ha experimentando que la etiqueta influye en la decisión que tomaste para sentirte atraído por una marca en particular y de casa de la vendimia.

Esto señala la importancia de los viñedos que seleccionan etiquetas de vino personalizadas que cuelgan estéticamente y cuentan una historia de marca.

Cuando se trata de una comparación directa de los vinos uno al lado del otro, los clientes reaccionan a la información que se les presenta en el envase.

Algunos elementos de diseño en particular merecen énfasis al diseñar etiquetas de botellas de vino a la medida.

Estos son los factores que convencen a los clientes cuando una variedad en particular es adecuada para el paladar del bebedor o adecuada para la reunión donde se va a servir.

Con millares de vinos ahí afuera, los compradores prueban nuevas variedades a menudo, así que la etiqueta tiene que servir como introducción.

Aquí hay diferentes factores que los diseñadores pueden enfocarse cuando diseñan una etiqueta:

  • Dureza: Los vinos que se destinan a ser disfrutados después de un importante envejecimiento necesitan tener etiquetas de botellas de vino que sean lo suficientemente fuertes como para lucirse bien incluso después de años. El hecho de no trabajar con materiales y técnicas específicamente diseñadas para ser usadas con vino podría llevar a etiquetas que se pelan o se desvanecen antes de que el contenido de las botellas esté listo para ser disfrutado.
  • Textura: Vintners puede usar etiquetas para crear una conexión táctil con el cliente. Si la etiqueta se siente y se ve muy bien, se impondrá la percepción de la marca como clase y perfección para cenas sofisticadas. Los viñedos que trabajan con materiales de tela tejida en lugar de papel estándar pueden destacar de marcas competidoras.
  • Imágenes: Los productores que adornan sus botellas con fotografías ganan la oportunidad de mostrar su marca de una manera fuerte y distintiva. Dicho esto, los diseñadores tienen que tener cuidado. Las imágenes borrosas o mal elegidas pueden crear dudas en la mente de un consumidor o hacer que la marca parezca barata. Por eso es vital trabajar con un socio de impresión experimentado.
  • Unicidad: Al crear una mirada para las marcas de un vino, vale la pena mirar lo que otros están haciendo para luego marcar su nueva tendencia. Frente a una estantería o etiquetas de vino similares, los clientes pueden gravitar a una marca que tiene una apariencia distinta.

Los viñedos que quieren asegurarse de que sus productos están empaquetados convincentemente pueden trabajar con Gráficas Villalba para obtener la apariencia que se busca.

Con una gama de materiales adecuados para las botellas de vino y la capacidad de imprimir en varios tamaños diferentes, Gráficas Villalba hace que sea fácil el mejorar la apariencia de una marca. Contáctanos.